Sé que lo he dicho otras veces…pero mi relación con el mundillo del Fitness y sus personajes es de amor odio…

La mayoría de cuentas que me encuentro de supuestos individuos “Fit” que tratan de “ayudar” y “motivar” a otras personas para que sigan un estilo de vida más “Fitness” (cada vez tengo más dudas sobre lo que significa realmente) son PURO CINISMO.

Casi siempre se trata de personas con algún tipo de complejo que tratan de superar mediante el total de “me gusta” en sus fotos y la adulación por parte de sus seguidores.

Y es que aún no logro entender cómo se puede ayudar a otras personas compartiendo una foto de uno mismo semidesnudo acompañada de una cita o de las típicas frases sacadas de un libro de auto-ayuda…

Sí… soy consciente de que yo mismo lo he hecho algunas veces; pero lo importante de esas publicaciones es siempre el mensaje que las acompaña.

A eso se suma el hecho de que al ojear sus publicaciones uno llega a la conclusión de que estos personajes comen, duermen y respiran únicamente por el reflejo de su cuerpo ante el espejo.

No se observa nada de cómo compaginan todo esto con su trabajo, amistades, familia ni con el resto de aspectos importantes de la vida; si es que los tienen.

Sinceramente, no soporto que ese tipo de gente; sin dedicación ni profesión, den lecciones sobre “superación” y “disciplina” a los demás.

11781882_886503891385230_3450786589748620676_n

¿Qué mérito tiene si toda su existencia gira en torno a su cuerpo?¡Así cualquiera!

Si de verdad quieren ayudar y motivar a la gente tendrían que enseñar como se puede compaginar ese estilo de vida con las obligaciones que cualquier persona NORMAL tiene: trabajo, familia, estudios, etc.

Y además deberían demostrar que para lograrlo no hace falta comprometer nuestra calidad de vida ni convertirse en un ermitaño cuyas relaciones sociales se ven perjudicadas por una obsesión que roza la enfermedad por la comida.

¿Sabéis cómo creo que SÍ se puede ayudar a los demás?

 

Demostrando que cualquier persona NORMAL, estudiantes y/o profesionales, gente que trabaja 8 horas al día, con familia, hijos y amigos puede seguir un estilo de vida más “Fitness” (he vuelto a decirlo) sin que ello comprometa ni empeore su calidad de de vida ni relaciones personales; sin que tengan que pasar interminables horas en el gimnasio, sin tener que ir acompañados de tuppers con olor a arroz y pollo a todas partes, sin tener que demonizar ciertos alimentos y sin tener que pesar ni obsesionarse con cada bocado de comida que se llevan a la boca.

De hecho, creo que el principal objetivo debería ser justo el contrario;

Mejorar nuestra existencia y la de los que nos rodean